Diagnóstico por Escáner

Un escáner de diagnóstico ahorra tiempo para resolver problemas con el motor de un vehículo. La computadora del vehículo ejecuta una serie de pruebas y comprobaciones de rutina en el motor. Una vez que un problema surge, la computadora arroja un código y clasifica el problema como pendiente, guardándolo en su memoria. Si eso ocurre más veces, el estado cambia a código de problema y la luz de servicio del motor se enciende.

Lo que los scanner hacen es establecer una comunicación con la unidad de control para rastrear no sólo los códigos de falla si no también los códigos pendientes, al terminar de hacer este análisis el scanner le muestra un informe detallado al técnico para que éste pueda tener una idea de dónde se encuentra el problema  o problemas que podrán surgir y así ir directamente a resolverlos.